Personalidad caras web

Pruebas de personalidad ¿Para qué sirven?

Las pruebas de personalidad no son nada nuevo. Psicólogos las han venido desarrollando y usando por muchos años a estas alturas. Sin embargo, utilizarlas como una parte del proceso de selección es algo que para muchas empresas y ejecutivos es completamente ajeno, y para muchos otros, algo que confían a su psicólogo, y de lo que se desentienden.

Sin embargo, para un ejecutivo, entender el propósito, utilidad y funcionamiento de una prueba de personalidad es importante, y extremadamente útil. Después de todo, ¿con quién va a trabajar el nuevo empleado? ¿Con el ejecutivo, o con el psicólogo?

Por lo tanto, vamos a intentar explicar cuál es el papel de la prueba de personalidad en la contratación: Qué hace, qué NO hace, y por qué te conviene hacerla.

 

Qué NO hace una prueba de personalidad

 

Primero que todo, aclaremos qué es lo que una prueba de personalidad no te va a revelar. Muchas personas esperan saber todo de sus candidatos, sus empleados, o de si mimos, gracias a una prueba de personalidad. Sin embargo, la personalidad es solo una faceta del ser humano, y nunca nos revelará todo lo que hay por saber.

De hecho, en Performia utilizamos cuatro pruebas diferentes. Y aunque la de personalidad es la más extensa, abarca menos de la mitad del tiempo de evaluación de un candidato.

 

Entonces, ¿Qué NO te dice una prueba de personalidad?

Una prueba de personalidad no te revelará los conocimientos o habilidades de una persona. En muchos casos, los ejecutivos recurren a los títulos... Pero estos suelen ser terriblemente traicioneros, y no recomendamos confiar demasiado en ellos, ni descartar por falta de ellos (exceptuando, por supuesto, profesiones altamente especializadas, como la química, la medicina, la ley o la contabilidad).

En vez de eso, crea tus propias pruebas de conocimiento, si las necesitas, o utiliza buenas pruebas de conocimientos especializados que se pueden encontrar en el mercado, como las pruebas de inglés. También puedes verificar estos conocimientos con un par de preguntas en una entrevista.

 

Una prueba de personalidad no te revelará la inteligencia de una persona. Entiéndase "inteligencia" como la capacidad básica de solucionar problemas. Puedes leer más al respecto aquí. Lo bueno, es que sencillamente puedes utilizar una buena prueba de IQ. Un ingeniero necesita un mayor IQ que un operario de máquina, por la naturaleza de su profesión. Y cualquier alto cargo ejecutivo necesita un IQ bastante alto también.

 

Finalmente, una prueba de personalidad no te revelará la productividad de una persona. En otras palabras, la actitud, la orientación al resultado de la persona. Resulta que algunas de las personas más exitosas y productivas del mundo han tenido personalidades desastrosas. Maradona es uno de nuestros ejemplos favoritos, pero incluso de Steve Jobs se dice que era bastante difícil de tratar en sus malos días.

 

Qué hace una prueba de personalidad

 

Ahora que hemos visto qué es lo que una prueba de personalidad no mide, veamos lo que si te revelará. En esencia, una buena prueba de personalidad (porque hay algunas muy mediocres) te muestra cómo se comporta una persona en general, en ciertas situaciones, y bajo ciertas condiciones.

Una prueba de personalidad te permitirá saber si un candidato/empleado encaja con su jefe. Esto es especialmente importante en cargos asistenciales. Si una secretaria que es lenta pero constante se le asigna a un jefe acelerado e impulsivo, uno de ellos renunciará en un par de semanas, tenlo por seguro.

Una prueba de personalidad te mostrará si la persona encaja en el cargo. De nuevo, alguien acelerado y creativo sería perfecto para un cargo con muchas tareas variadas, y no serviría para un cargo rutinario y lento. Y alguien sensible y amable no sirve para un cargo de recepción de quejas y reclamos, por perfecto que sería como enfermero o profesor de preescolar.

Finalmente, algo que no podemos asegurar de todas las pruebas de personalidad del mercado, pero que si mide nuestra propia prueba, es la actitud hacia la vida de la persona. Sabrás si la persona es alegre o seria, si se deprime fácilmente, si se enfoca en problemas o soluciones, y otra serie de detalles que son relevantes a la hora de contratar a alguien.


¿Cuál prueba usar?

 

Bueno, esta parte depende mucho de qué es lo que buscas.

Tenemos un artículo completo acerca de las pruebas de personalidad más comunes del mercado, que puedes leer aquí. Hay muchísimas empresas que ofrecen evaluación de personal, y pruebas de competencias. Te invitamos a revisar sus portafolios y ver cuál te conviene.

Pero por supuesto, en nuestra opinión, nuestra prueba es fácilmente una de las mejores del mercado. En ella evaluamos las relaciones de la persona con las personas a su alrededor, la relación que tiene con su trabajo, y su relación consigo misma. Evaluamos qué tan organizada es, qué tan activa es, qué tanto se enfoca en el objetivo, qué tan fácil le es comenzar nuevos proyectos, qué tan estable es en el trabajo, qué tan bien comunica con los demás, si es crítica ("criticona") o si es capaz de ver los puntos de vista de los demás, y otra plétora de detalles que a veces ni la misma persona conoce.

 

En este momento estamos ofreciendo esta prueba gratuitamente a cualquiera que la desee hacer, como prueba de la eficacia de nuestro sistema. Te entregaremos un reporte escrito con sus resultados, y podrás ver por ti mismo cuánto puedes conocer a alguien, sin verle la cara siquiera, y permitir que una primera impresión engañosa nuble tu juicio (positiva o negativamente).

 

Puedes realizar la prueba gratuita aquí. O si lo prefieres, puedes contactarnos, y te daremos más detalles sobre todas las pruebas que empleamos.

 

¡Y te deseo mucha suerte en tu selección!

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.